¿Qué sabemos sobre el consumo de Cannabis durante el Embarazo?

May 15, 2019

El embarazo es un periodo en el que cuidas de tu cuerpo con diligencia ya que estás velando por una nueva vida. Está mal visto consumir alcohol, tabaco, o incluso café.

 

La marihuana medicinal es un factor completamente distinto sobre el que muchos investigadores han hecho indagaciones desde hace años. La marihuana es sencillamente una planta que ha sido cultivada a lo largo de cientos de años. Incluso si tomamos las variedades mezcladas que se cultivan cada día, la marihuana medicinal no está relacionada con ningún tipo de droga o químico como pueden estarlo los cigarrillos y el alcohol, ya que contienen sustancias perjudiciales. ¿Deberías consumir cannabis durante tu embarazo? Las creencias negativas y el claro resultado de otro tipo de experimentos suelen asustar a personas y alejarlas de los beneficios que puede aportar la marihuana medicinal durante el embarazo. Podemos ver cómo se puede utilizar el Cannabis en el embarazo sin afectar a lo más preciado que tenemos en nuestro vientre El Bebé.

 

COMER, VAPORIZAR O FUMAR CANNABIS

 

Debido al hecho de que muchas mujeres tienen náuseas al principio de su embarazo, el consumo de una galleta o un brownie que contenga cannabis no es una opción. La mayoría de mujeres embarazadas que consumen marihuana medicinal lo hacen por medio de un porro o un vaporizador. No obstante, el consumo de marihuana medicinal requiere un periodo de espera para que la molécula activa llegue a través de las paredes de absorción del sistema digestivo hasta el sistema sanguíneo. Por tanto, ¡desaconsejamos que fumes a lo largo de tu periodo de embarazo! El uso de un vaporizador es el método más sano para consumir marihuana medicinal.

La marihuana medicinal reduce las náuseas y los vómitos que sufren  la mayoría de mujeres embarazadas por las mañanas. Un sistema digestivo en calma permite a la madre adquirir nutrientes para alimentar al feto en desarrollo. Las mujeres que vomitan de forma constante le retiran al feto elementos y vitaminas esenciales para un desarrollo saludable. Otra forma peor de náusea matutina llamada hiperémesis gravidarum, la cual puede poner en peligro la vida del bebé y obligar a la madre a solicitar atención médica para obtener una alimentación intravenosa en un hospital. El simple hecho de consumir marihuana medicinal incrementa tu apetito y te permite retener más alimentos para tu digestión.

 

Por años se ha manifestado que las mujeres que consumen marihuana durante el embarazo traen al mundo niños con problemas, bajos de peso, estatura y que hasta podrían llegar a tener Autismo a lo largo del crecimiento; pero luego de investigaciones se determinó que los hijos de pacientes que consumen marihuana médica no tienen diferencias físicas en comparación con los de madres que no la consumen. El tamaño al nacer quizás pueda ser más corto en comparación con la de madres no usuarias, pero estas diferencias también están influenciadas por la genética y otros factores del entorno, como el estrés que pueda haber padecido la madre.

 

En un estudio, se observaron menos de dos décimas de pulgada de diferencia en las estaturas de los recién nacidos. La circunferencia de la cabeza, el peso y la agilidad física también variaban considerablemente entre todos los recién nacidos, lo cual hacía que la diferencia en la estatura fuese inconsecuente. Después de los 30 días de vida, todos los bebés mostraron síntomas de desarrollo normal, independientemente de su exposición a la marihuana. Las anomalías que se pueden presentar en el embarazo no son a causa del uso de marihuana durante la gestación.

 

 

Durante el embarazo el consumo de CBD mediante extractos 100% naturales de cannabis es lo más seguro, sin embargo también se puede conseguir el CBD en presentaciones como el aceite, cápsulas o lociones. Los productos basados en CBD, sin trazas de THC, son legales incluso en muchos lugares donde el cannabis es ilegal. En cualquier caso, si consideras consumir CBD durante el embarazo, conviene tener en cuenta una serie de advertencias:

 

1) Evita los productos publicitados como “ricos en CBD”, lo cual implica habitualmente que contienen THC. Las mujeres embarazadas deben evitar el THC aunque se encuentre presente en cantidades mínimas.

 

2) Evita fumar. Los químicos producidos en la combustión afectan negativamente el desarrollo del bebé.

 

3) Evita manufactura de productos de CBD de dudosa procedencia. Durante el embarazo se deben evitar todos los químicos potencialmente peligrosos y una manera efectiva de hacerlo es evitar consumir comestibles que no hagas tú misma o de los que no tengas garantías absolutas sobre su origen e ingredientes.

 

4) Si decides consumir CBD, emplea su forma más orgánica: extractos 100% naturales de cannabis. 

 

 

Por estas razones antes expuestas podemos concluir que el consumo de Cannabis Medicinal durante el embarazo es beneficioso tanto para la madre como para el feto, siempre y cuando se tenga cuidado de solo consumir CBD de la manera más natural ya que el CBD no es psicoactivo y en la madre puede disminuir las náuseas y aumentar el apetito para poder generarle nutrientes al bebé.

 

¿Te gustaría saber más sobre el Cannabis?

 

Si desea ampliar información sobre este y otros usos del cannabis, lo invitamos a leer nuestro próximo blog, igualmente  lo invitamos a participar en nuestros seminarios donde podrá ampliar sus conocimientos en esta materia. Para más información visite nuestra página web www.pharmacologyunvieristy.com o escribanos a info@pharmacologyuniversity.com

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter